Ciudad de México: 18-Aug-2019 | 10:41 AM

Coahuila.- Es delito en Coahuila contratar a quien no pase pruebas de control y confianza.

Aplica esta medida desde 2015; castiga con prisión de uno a tres años y destitución e inhabilitación de uno a tres años

Por iniciativa del Gobierno, desde 2015 en Coahuila es delito contratar a servidor público que no haya aprobado sus exámenes de control y confianza.

Esta medida forma parte de una estrategia integral del Gobierno del estado para recuperar la paz y la tranquilidad en todas las regiones de Coahuila.

Lo anterior, porque es necesario asegurar que todos y cada uno de los elementos que conforman las instituciones policiales cuenten con el perfil de personalidad, ético, socioeconómico y médico para el cumplimiento de sus funciones.

Por ello, se han implementadas diversas disposiciones jurídicas que brindan las herramientas al estado para garantizar la seguridad y tranquilidad de todos los coahuilenses.

En marzo de 2015 se adicionó al Código Penal, el delito de nombramiento o designación indebida de personal de seguridad pública, con el cual el servidor público que nombre o designe elementos de las fuerzas de seguridad pública en el estado y en los municipios, o de procuración de justicia, sin haber aprobado los exámenes de evaluación y control de confianza en los términos de la Ley del Sistema Estatal de Seguridad Pública del Estado, será sancionado con prisión de uno a tres años y destitución e inhabilitación de uno a tres años.

Estas sanciones también se aplicarán para aquellos servidores públicos que no realicen los trámites para destituir a los elementos que no aprobaron los exámenes de control de confianza a los que fueron sometidos para permanecer en sus cargos.

La Ley del Sistema de Seguridad Pública del Estado, también establece que las instituciones policiales contratarán únicamente al personal que cuente con el certificado correspondiente.

Por otra parte, la ley indica que los responsables de las instituciones de seguridad pública, previa contratación, tienen la obligación de consultar los registros y verificar que se cumplan con los requisitos y procedimientos de ingreso y permanencia, de lo contrario serán sancionados conforme a la Ley de Responsabilidades de Servidores Públicos Estatales y Municipales y el Código Penal.

Con la aplicación de estas normas se ha logrado reducir los índices delictivos en Coahuila, con base en el incremento de la calidad de los elementos de seguridad pública, recuperando así la confianza en las instituciones del estado, lo cual se traduce en la tranquilidad que vivimos día a día en nuestras calles.